Carlos Figueroa, ex directivo de FME y actual director médico del Club de Leones Quito Metropolitano, junto a otros médicos, mediante una carta dirigida a las autoridades del gobierno y los alcaldes del país, recomienda que las medidas de aislamiento que se han tomado para contener el contagio de COVID 19 se mantengan mínimo hasta finales del mes de abril, para obtener los resultados deseados e incluso que el gobierno y la sociedad ecuatoriana tenga el tiempo suficiente para organizarse con las nuevas exigencias que la pandemia demanda, ademas solicitan que todo el esfuerzo de las empresas privadas que desean colaborar sea para conseguir comida para los sectores más pobres del país.

Quito, 2 de abril del 2020

Club de Leones

Señor Vicepresidente de la República

Señor Ministro de Salud Pública

Sra. Ministra de Gobierno

Sr. Alcalde de Quito y GAD del País

MANEJO DE LA EPIDEMIA DEL CORONA VIRUS: SARS COV 2 o COVID 19

Dirigimos este documento con la seguridad de que la anterior carta fue acogida parcialmente, más por presión social que por convicción del Gobierno. Lastimosamente persisten deficiencias en el manejo de la epidemia y el gobierno reacciona demasiado tarde. La estructura burocrática del Ministerio de Salud Pública (MSP) y del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), es demasiado lenta y con funcionarios sin preparación científico técnica, no se puede avanzar al ritmo que exige la evolución de la crisis. Esto puede sonar a crítica, pero en esta dificultad sanitaria el no hacerlo, nos convierte en cómplices de las víctimas, que día a día se acrecientan.

Las condiciones son variables a cada instante, pero para el momento que pasamos se hace imperioso:

1.- REACCIÓN RÁPIDA Y OPORTUNA.

Todas las medidas que se describen serán efectivas, si el gobierno las realiza a tiempo y con transparencia, de lo contario pierden eficacia y la población pierde la confianza. Esta es una de las principales características de un trabajo bien hecho. 

2.- ALIMENTACION PARA LOS SECTORES MÁS DESPOSEÍDOS.

Para mantener la cuarentena, el aislamiento social, evitar mayor número de contagios y controlar la transmisión, necesitamos mantener a la población más vulnerable en la casa (desempleados, vendedores informales y más afectados). Para esto es necesario que el Gobierno, los Municipios, los Gobiernos Autónomos Descentralizados y los DONANTES de dinero coordinen para comprar y repartir comida en los barrios populares (canastas de alimentos básicos como aceite, arroz, azúcar, granos secos, fideos, avena, etc.) Si no hay comida la cuarentena pierde su eficacia y no habrá posibilidades de que el sistema sanitario se de abasto.

3.- PROTEGER Y PREPARAR AL PERSONAL MÉDICO Y DE APOYO

La pandemia también desnudó a las universidades ecuatorianas que desde hace muchos años no han ofertado postgrados como Neumología o Nefrología y muchas otras especialidades. Déficit que apareció después de que la Federación Médica Ecuatoriana perdió competencia para ejecutar especialidades médicas.

Por ello, además del déficit de ventiladores y Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), al momento, no hay suficiente personal entrenado para manejo de pacientes con trastornos de las vías respiratorias y UCI. Por lo tanto, es necesario preparar personal para manejo de pacientes neumológicos.

Los organismos estatales han sido y siguen siendo irresponsables con nuestros profesionales, pues los han enviado a la guerra sin armas; lo que ha permitido que gran parte de los médicos y paramédicos sean víctimas de la enfermedad. Debemos proteger y preparar a nuestro personal de salud para evitar víctimas que significan doble pérdida para el país; un valioso médico y también una valiosa vida.

4.- CUARENTENA Y DISTANCIAMIENTO SOCIAL

En cuanto a la cuarentena hay tres posibilidades:

  1. Cuarentena de 1 a 2 meses. Las restricciones son estrictas para que el aislamiento sea efectivo. Esta medida da resultados con cuarentena y distanciamientos sociales adecuados y estrictos. El mantener las medidas de aislamiento social es vital y de extrema necesidad. A la larga es la menos costosa, pero necesita de mucha disciplina y control del estado. En Ecuador para tener éxito la cuarentena debe extenderse por todo el mes de abril para obtener los resultados deseados e incluso que el gobierno y la sociedad ecuatoriana tenga el tiempo suficiente para organizarse con las nuevas exigencias que la pandemia demanda.

El ejecutar una cuarentena fuerte con AISLAMIENTO + CUARENTENA + DISTANCIAMIENTO SOCIAL evitará una catástrofe de grandes proporciones: económica y social. A esto en Latinoamérica debemos sumar un cuarto punto vital: + COMIDA para los más pobres. Por más alto que parezca este gasto, al final será un ahorro infinito.

  • Cuarentena de 6 a 12 meses (cuarentenas intermitentes). Los gobiernos no realizan bien su trabajo de contención de la epidemia. Esta medida por la que presionan sectores empresariales hace que el gobierno actúe con aislamientos cíclicos, cuando hay picos de contagios; pero este método solo nos traerá mayor gasto e incertidumbre y la crisis económica y sanitaria se dilata. Las cuarentenas intermitentes solo alargan la agonía social y económica. 
  • Por último, el no hacer nada y despreocuparse dejando que la naturaleza haga lo suyo con el argumento de mantener funcionando las empresas y negocios, nos traerá una tragedia de proporciones “apocalípticas” con muchos muertos; los mandatarios que han asumido esa posición, ahora ven que sus pueblos están pagando las consecuencias de tan desatinado manejo de la Salud Pública.

Al momento hay dos formas claras de reaccionar en el planeta: La una, es la vía Trump – Bolsonaro – López Obrador que han demostrado el error de priorizar el desarrollo del capital y deja en evidencia una actitud irresponsable contra toda la población de sus países. Y la otra: cuarentena con aislamiento social acompañado de medidas que restringen la circulación como el toque de queda, la misma que ha demostrado su efectividad en varios países como Singapur, China, Hong Kong.

5.- PRUEBAS Y RASTREO ESTRICTO DIRIGIDO POR ESPECIALISTAS CON EXPERIENCIA.

Por eso propusimos las pruebas de reacción rápida, para detección de antígenos, lo cual indica presencia de la enfermedad y pruebas rápidas para detección de anticuerpos IGG e IGM de alta Sensibilidad, alta Especificidad, Valor Predictivo Positivo y Valor Predictivo Negativo, y una pesquisa organizada y estricta que permita realizar un aislamiento efectivo de los contagiados y de los casos sospechosos, considerando que al momento la epidemia es multifocal y de nada sirve, el absurdo concepto del “cerco” y en su lugar debería recurrirse al control de focos. También se puede utilizar el concepto de los Clústeres que permiten estratificar y priorizar de acuerdo con características comunes, como incidencias diferenciadas. Lastimosamente hemos visto un proceder dubitativo y a destiempo.

Necesitamos captar el mayor número de casos positivos que nos permita tener información oportuna para toma de decisiones en todos los niveles.

Hay varios países que han mostrado la efectividad de estas medidas (Alemania, Corea, Singapur). Esto evita un crecimiento exponencial y lograríamos aplanar la curva de crecimiento de casos y de muertos.

6.- MEJORAR LA COMUNICACIÓN. Utilizar los medios de comunicación para informar, que levanten la moral y den indicaciones precisas, reiterativas como el aseo de manos, mascarilla, distancia social, etc. Eso da seguridad a la población y evita la incertidumbre. No es el momento para marketing político.

Debemos reconocer que ha habido incompetencia y fallas de organización en el gobierno y que no pueden reaccionar a tiempo, debido a que carecen de personas capacitadas y lastimosamente se encierran en su círculo de funcionarios, que no les permite objetivar sus errores. 

La pandemia del coronavirus sorprendió a todos a pesar que tuvimos más de dos meses para prepararnos y desnudó el déficit del mal llamado Sistema Nacional de Salud, que se confunde con el Sistema Nacional de Atención Médica, del Ecuador y el mundo. 

Existen problemas que se deben corregir y señalamos los principales:

No hay diagnóstico oportuno. Demora en la realización de las pruebas. Hay gente fallecida que ha llamado para realizarse la prueba y ha muerto sin diagnóstico.

Desinformación y funcionamiento deficiente del servicio 171. Debería ser manejado por Médicos o profesionales de la salud que orienten adecuadamente a los pacientes.

Solventar el problema de los fallecidos.

Necesitamos que ustedes ejerzan una política incluyente, que convoque a organizarse a todos los sectores para enfrentar a la epidemia más peligrosa que ha sufrido nuestro país en toda su historia. 

Estamos para encontrar errores y ayudar a corregirlos, para enfrentar esta crisis unidos y que la población más vulnerable no termine como víctima de la crisis.

Atentamente,

  • Dr. Carlos Figueroa
  • Colectivo Salud y Atención Integral: 

Dr. Juan Proaño, Dr. Gonzalo Jaramillo, Dr. César Madrid, Dr. Dolman Guzmán.

  • Dr. Daniel Morales,

Siguen firmas…

+ posts

Doctor en Medicina General, graduado de la Universidad Central del Ecuador y especializado en Cirugía General.
Director médico del Club de Leones Quito Metropolitano.
En varias ocasiones ha figurado como directivo de la Federación Médica Ecuatoriana, como secretario ejecutivo y secretario general del gremio médico.
Militante de los Movimientos Sociales.
Comuna-Ecuador

Por Carlos Figueroa

Doctor en Medicina General, graduado de la Universidad Central del Ecuador y especializado en Cirugía General. Director médico del Club de Leones Quito Metropolitano. En varias ocasiones ha figurado como directivo de la Federación Médica Ecuatoriana, como secretario ejecutivo y secretario general del gremio médico. Militante de los Movimientos Sociales. Comuna-Ecuador